Como elegir un ventilador de techo

Tamaño de la habitación

El factor más importante a tener en cuenta para elegir el ventilador apropiado, es el tamaño de la habitación, directamente proporcional al tamaño del ventilador. A mayor diámetro, mayor volumen de aire será capaz de mover dicho ventilador de techo.

Digamos que si un ventilador de gran tamaño, girando lento, genera el mismo aire que uno pequeño girando rápido. El de mayor tamaño será más silencioso y consumirá menos.
Por lo tanto, y en la medida de lo posible, recomendamos el uso de ventiladores grandes.

Para hacernos una idea, esta sería la relación del tamaño del ventilador con respecto al tamaño de la habitación

  • Habitación <13 m²: ventilador de <Ø106 cm
  • Habitación 13² – 18 m²: ventilador Ø106-Ø132 cm
  • Habitación >18 m²: ventilador de > Ø132 cm

Lo ideal es colocar el ventilador en el centro de la habitación. Las aspas deben mantener una distancia de seguridad de unos 50 cm respecto a cualquier obstáculo lateral. Y la altura recomendada, con respecto al suelo, se sitúa entre los 210 / 230 cm.

En el caso de que el techo de la habitación sea inclinado, asegúrese de que el ventilador acepta este tipo de montaje y de que las aspas del ventilador no tocan el techo.

Luz integrada

La mayoría de los ventiladores de techo incluyen iluminación para no tener que
hacer varias instalaciones. De este modo el ventilador también hace las veces de lampara de techo y se consigue una doble función. Casi todos los modelos poseen tecnología led ya integrada en el propio ventilador.

Nivel sonoro

Es uno de los aspectos que más nos preocupa. ¿Será lo suficientemente silencioso?. Podemos decir que todos nuestros ventiladores de techo tienen un nivel sonoro muy bajo.

El nivel de sonido de un ventilador, en general, proviene de estas tres fuentes:

1. De la velocidad de rotación: se produce debido al aire que se desliza por las aspas al cortar el aire en su movimiento de rotación. A mayor velocidad,
mayor nivel de sonido.

Por ello es mejor un ventilador grande girando despacio, que uno pequeño girando más rápido.

2. Del tipo de motor: los motores DC, de corriente continua, son más silenciosos y consumen hasta un 70% menos de energía que los convencionales AC, de corriente alterna

3. De la calidad de los materiales utilizados en su construcción.

Velocidad de giro

La velocidad de giro puede ser un parámetro importante, dependiendo de dónde va a instalarse y para qué va a usarse el ventilador.
En un dormitorio, por ejemplo, nos interesa un ventilador que cree una ligera brisa que no sea molesta por la noche. Una velocidad mínima de giro baja, de unas 70 a 90 rpm, sería perfecta. Un ventilador con motor DC, llega a las 50 rpm en su velocidad mínima
Un ventilador con una velocidad alta de giro, del orden de las 200 rpm, estaría recomendado para  espacios con humos y olores, como una cocina.

Verano e invierno

Algunos ventiladores poseen de serie un sistema de control del flujo del aire. No solo nos proporcionan sensación de frescor durante las épocas de calor sino que también nos ayudan a mejorar la eficiencia de la calefacción en invierno.
La posición de invierno del aparato, invierte el giro de las aspas y mueve hacia abajo el aire caliente acumulado en la parte superior de la habitación.
Una sencilla y eficaz forma de mejorar la calefacción y de ahorrar energia
Modo verano ventilador de techo
Modo invierno ventiladores de techo